El blog personal de Fernando Martínez de la Vega

Empezando de Subcero. Esta vez 2.Cero

4 errores al querer promocionar tu emprendimiento.

Muchas veces la ingenuidad e inexperiencia al momento de compartir con el resto del mundo nuestra “gran idea” -en la que hemos invertido tiempo y trabajo- nos lleva hasta los límites de lo considerado apropiado, pudiendo convertir a nuestras tácticas guerrilleras de promoción en un disparo al pie.

Esta es una lista basada en mi propia experiencia pasada (patético, lo sé):

1. Creer que todo el mundo debe conocer nuestro proyecto.
Sí, es la mejor idea que se te pudo haber ocurrido, y sí, todos quienes escuchen de ella y lleguen a usarla -una vez implementada- verán facilitada su vida. Muchas veces esa voz interior que te dice “adelante” puede pecar de ingenua al creerse ella misma todo lo que dice.

Aprender a confiar en tus instintos es el primer paso. El segundo, ser lo suficientemente crítico con tus “grandes ideas” hasta que por decisión de  los usuarios prueben ser tales.

2. Dar por sentado que una vez que lo hayan conocido y probado, la gente amará tu proyecto.
Podrás ahorrarte muchas decepciones en una etapa temprana al ser consciente que cualquier idea toma su tiempo en madurar y ser comprendida por alguien más aparte de ti, osea, por todos los demás.

3. Aprovechar todas las redes sociales disponibles para hablar de tu proyecto.
En tu búsqueda de que la mayor cantidad de personas sepan de tu proyecto en el menor período de tiempo posible, el pretender usar todas las herramientas sociales de la web lo único que logrará es dispersar tus esfuerzos, además de enajenar a comunidades que no necesariamente pueden encontrarle uso.

4. Creer que todos quieren escuchar tu historia (antes de eso, creer que tu historia merece ser contada).
Todos tenemos una historia que contar acerca de “ese” momento de iluminación, cuándo la gran idea llegó o de cómo tuvimos que sortear inimaginables dificultades para hacerla realidad. Tenlo claro: a nadie le importa. A no ser que dentro de unos años tu startup valga millones; entonces todos querrán escuchar acerca de tus inicios en un garage. Hasta mientras conténtate con tu tía abuela te diga “Mijito, qué alhaja, ve”.

Si bien estos errores nunca llegaron a ser la causa de que algún proyecto fracasara, me quedan como lección para, sobre todo, enfocarme primordialmente en lo que realmente importa: implementar la idea.

Cuáles han sido sus errores más comunes? Hum, creo que todos tenemos fantasmas en el armario, verdad?

Leerlos en sus comentarios de seguro nos ayudarán a no repetirlos 🙂

Anuncios

Archivado en: Emprendimiento, Startups

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Sígueme en Twitter

Error: Twitter no responde. Por favor, espera unos minutos y actualiza esta página.

A %d blogueros les gusta esto: